Los fines del mundo

Desde los albores de la historia, los seres humanos hemos estado fascinados con el tema apocalíptico. Hay quienes verdaderamente consideran el apocalipsis como algo de lo que hay que escapar. Por ejemplo, empresarios de Silicon Valley compran búnkeres…

Desde los albores de la historia, los seres humanos hemos estado fascinados con el tema apocalíptico. Hay quienes verdaderamente consideran el apocalipsis como algo de lo que hay que escapar. Por ejemplo, empresarios de Silicon Valley compran búnkeres en Nueva Zelanda. Hay quienes, con más imaginación, consideran el apocalipsis como una vía de escape de las vicisitudes del mundo. La religión

Los fines del mundo

Desde los albores de la historia, los seres humanos hemos estado fascinados con el tema apocalíptico. Hay quienes verdaderamente consideran el apocalipsis como algo de lo que hay que escapar. Por ejemplo, empresarios de Silicon Valley compran búnkeres en Nueva Zelanda. Hay quienes, con más imaginación, consideran el apocalipsis como una vía de escape de las vicisitudes del mundo. La religión

Desde los albores de la historia, los seres humanos hemos estado fascinados con el tema apocalíptico. Hay quienes verdaderamente consideran el apocalipsis como algo de lo que hay que escapar. Por ejemplo, empresarios de Silicon Valley compran búnkeres en Nueva Zelanda. Hay quienes, con más imaginación, consideran el apocalipsis como una vía de escape de las vicisitudes del mundo. La religión

la mala circulación sanguínea

La enfermedad arterial oclusiva incluye la enfermedad de las arterias coronarias, que puede provocar un infarto, y la enfermedad arterial periférica, que afecta a la aorta abdominal y sus principales ramificaciones, así como las arterias de las piernas. Otras enfermedades vasculares periféricas son la enfermedad de Buerger, la enfermedad de Raynaud y la acrocianosis.
Obstrucción de la irrigación del hígado

Obstrucción de la irrigación intestinal 
La arteria mesentérica superior irriga gran parte del intestino. Cuando esta arteria se obstruye, el tejido intestinal inicia un proceso de degeneración hasta destruirse.
Las personas con enfermedad arterial periférica tienen habitualmente aterosclerosis, una enfermedad en la cual la grasa se acumula debajo del revestimiento de la pared arterial y estrecha gradualmente la arteria. Sin embargo, una oclusión arterial parcial o completa puede ser el resultado de otras causas, como un coágulo sanguíneo. Cuando se produce el estrechamiento de una arteria, las partes del organismo que irriga reciben un flujo sanguíneo insuficiente. La consiguiente disminución de la provisión de oxígeno (isquemia) puede manifestarse súbitamente (isquemia aguda) o de forma gradual (isquemia crónica).
Para ayudar a prevenir la enfermedad arterial periférica, se debe reducir el número de factores de riesgo de la aterosclerosis, como el hábito de fumar, la obesidad, la hipertensión y los valores altos de colesterol. Otra de las causas principales de enfermedad arterial periférica es la diabetes, por lo que un tratamiento adecuado de la misma puede retrasar el desarrollo de la enfermedad arterial. Una vez que la enfermedad arterial periférica se manifiesta, el principal objetivo es el tratamiento de las complicaciones (calambres en las piernas al caminar, angina de pecho, arritmias, insuficiencia cardíaca, infarto, ictus e insuficiencia renal).

Si crees que ha llegado el momento de ponerle remedio a la mala circulación sanguínea toma nota de nuestros consejos:

  • Hacer ejercicio: para que la sangre circule es fundamental el ejercicio y el movimiento. Reactiva la circulación de tus piernas dedicando al menos 30 minutos al día a caminar, correr, nadar y montar en bicicleta.
  • Estiramientos por la mañana: lo primero que debes hacer antes de levantarte por las mañanas es estirar todos los músculos de tu cuerpo. Hacerlo ayudará a activarte después de varias horas de descanso e inactividad.
  • Terminar las duchas con agua fría: no es necesario que te duches con agua fría, con los instantes finales ya es suficiente para que tu sangre fluya de la manera adecuada. Además, al salir de la ducha te sentirás mucho más relajada.
  • En el trabajo: si tu empleo te obliga a pasar muchas horas en una silla debes moverte al menos unos minutos cada hora y mantener los pies elevados de vez en cuando. Si notas pequeños calambres en las piernas levántate y camino durante un rato hasta que se te pase.
  • Evitar la ropa estrecha: presionar las piernas o la cintura con unos pantalones demasiado ajustados empeora considerablemente tu circulación. Tenlo en cuenta a la hora de comprarte ropa e intenta buscar aquellas con las que tengas más flexibilidad.
  • Beber mucha agua: para poder eliminar todos los líquidos que te sobran es necesario beber mucha agua. Se aconseja beber al menos 2 litros de agua al día para poder notar sus beneficios y mejorar en calidad de vida.
  • Comer menos carne: no debe desaparecer de tu dieta, pero tampoco se puede convertir en la base de tu alimentación. La carne contiene grasas animales que generan residuos indeseables en tu cuerpo. Aprende a controlar las cantidades de carne que comes a la semana.
  • Cuidado con la sal: la ingesta excesiva de sodio empeora tu circulación sanguínea. Se recomienda usar siempre sal marina ya que es menos perjudicial.
  • Potasio: en cambio, el potasio ayuda a eliminar el exceso de líquidos en tu cuerpo. Entre los alimentos ricos en potasio se encuentran el arroz integral, los cereales integrales, el germen de trigo, el aguacate, todas las frutas frescas, las ciruelas o las pasas.
  • Vitamina E: para una mejor circulación sanguínea es fundamental que los alimentos con vitamina E estén muy presentes en tu dieta. Algunos de ellos son los cacahuetes, las olivas, el salmón, el atún, la ternera, los huevos, el pollo y todos los derivados de la leche.
  • Otros alimentos beneficiosos: el aceite de oliva, las nueces, la miel, las hortalizas y las verduras también ayudan a mejorar tu circulación sanguínea. En cuanto a la dieta, debemos incluir alimentos ricos en magnesio, calcio, vitaminas E, K y C. Por otra parte, los alimentos picantes como la cayena, curry, canela, pimienta pueden aumentar la frecuencia cardíaca, de forma que fluya más sangre a los pies. Además, debemos evitar los productos lácteos, ya que aumentan esta sensación de frío , y la cafeína , que comprime los vasos sanguíneos. La deshidratación también puede enfriar los pies, por lo que el consumo regular de agua será beneficioso.
La enfermedad arterial oclusiva incluye la enfermedad de las arterias coronarias, que puede provocar un infarto, y la enfermedad arterial periférica, que afecta a la aorta abdominal y sus principales ramificaciones, así como las arterias de las piernas. Otras enfermedades vasculares periféricas son la enfermedad de Buerger, la enfermedad de Raynaud y la acrocianosis.
Obstrucción de la irrigación del hígado
Obstrucción de la irrigación intestinal 
La arteria mesentérica superior irriga gran parte del intestino. Cuando esta arteria se obstruye, el tejido intestinal inicia un proceso de degeneración hasta destruirse.
Las personas con enfermedad arterial periférica tienen habitualmente aterosclerosis, una enfermedad en la cual la grasa se acumula debajo del revestimiento de la pared arterial y estrecha gradualmente la arteria. Sin embargo, una oclusión arterial parcial o completa puede ser el resultado de otras causas, como un coágulo sanguíneo. Cuando se produce el estrechamiento de una arteria, las partes del organismo que irriga reciben un flujo sanguíneo insuficiente. La consiguiente disminución de la provisión de oxígeno (isquemia) puede manifestarse súbitamente (isquemia aguda) o de forma gradual (isquemia crónica).
Para ayudar a prevenir la enfermedad arterial periférica, se debe reducir el número de factores de riesgo de la aterosclerosis, como el hábito de fumar, la obesidad, la hipertensión y los valores altos de colesterol. Otra de las causas principales de enfermedad arterial periférica es la diabetes, por lo que un tratamiento adecuado de la misma puede retrasar el desarrollo de la enfermedad arterial. Una vez que la enfermedad arterial periférica se manifiesta, el principal objetivo es el tratamiento de las complicaciones (calambres en las piernas al caminar, angina de pecho, arritmias, insuficiencia cardíaca, infarto, ictus e insuficiencia renal).

Si crees que ha llegado el momento de ponerle remedio a la mala circulación sanguínea toma nota de nuestros consejos:

  • Hacer ejercicio: para que la sangre circule es fundamental el ejercicio y el movimiento. Reactiva la circulación de tus piernas dedicando al menos 30 minutos al día a caminar, correr, nadar y montar en bicicleta.
  • Estiramientos por la mañana: lo primero que debes hacer antes de levantarte por las mañanas es estirar todos los músculos de tu cuerpo. Hacerlo ayudará a activarte después de varias horas de descanso e inactividad.
  • Terminar las duchas con agua fría: no es necesario que te duches con agua fría, con los instantes finales ya es suficiente para que tu sangre fluya de la manera adecuada. Además, al salir de la ducha te sentirás mucho más relajada.
  • En el trabajo: si tu empleo te obliga a pasar muchas horas en una silla debes moverte al menos unos minutos cada hora y mantener los pies elevados de vez en cuando. Si notas pequeños calambres en las piernas levántate y camino durante un rato hasta que se te pase.
  • Evitar la ropa estrecha: presionar las piernas o la cintura con unos pantalones demasiado ajustados empeora considerablemente tu circulación. Tenlo en cuenta a la hora de comprarte ropa e intenta buscar aquellas con las que tengas más flexibilidad.
  • Beber mucha agua: para poder eliminar todos los líquidos que te sobran es necesario beber mucha agua. Se aconseja beber al menos 2 litros de agua al día para poder notar sus beneficios y mejorar en calidad de vida.
  • Comer menos carne: no debe desaparecer de tu dieta, pero tampoco se puede convertir en la base de tu alimentación. La carne contiene grasas animales que generan residuos indeseables en tu cuerpo. Aprende a controlar las cantidades de carne que comes a la semana.
  • Cuidado con la sal: la ingesta excesiva de sodio empeora tu circulación sanguínea. Se recomienda usar siempre sal marina ya que es menos perjudicial.
  • Potasio: en cambio, el potasio ayuda a eliminar el exceso de líquidos en tu cuerpo. Entre los alimentos ricos en potasio se encuentran el arroz integral, los cereales integrales, el germen de trigo, el aguacate, todas las frutas frescas, las ciruelas o las pasas.
  • Vitamina E: para una mejor circulación sanguínea es fundamental que los alimentos con vitamina E estén muy presentes en tu dieta. Algunos de ellos son los cacahuetes, las olivas, el salmón, el atún, la ternera, los huevos, el pollo y todos los derivados de la leche.
  • Otros alimentos beneficiosos: el aceite de oliva, las nueces, la miel, las hortalizas y las verduras también ayudan a mejorar tu circulación sanguínea. En cuanto a la dieta, debemos incluir alimentos ricos en magnesio, calcio, vitaminas E, K y C. Por otra parte, los alimentos picantes como la cayena, curry, canela, pimienta pueden aumentar la frecuencia cardíaca, de forma que fluya más sangre a los pies. Además, debemos evitar los productos lácteos, ya que aumentan esta sensación de frío , y la cafeína , que comprime los vasos sanguíneos. La deshidratación también puede enfriar los pies, por lo que el consumo regular de agua será beneficioso.

La Gimnasia Cerebral

El sociólogo estadounidense Paul Dennison, después de tener varias experiencias con sus pacientes que acudían a él por problemas de aprendizaje, expresión, concentración, entre otros, buscó la forma de comunicar las neuronas de las persona.

Es así como creó  Brain Gym o gimnasia cerebral, la cual logra unir el hemisferio cerebral izquierdo con el derecho provocando así un mayor nivel de concentración, creatividad, mejorar las habilidades motrices y propiciar el aprendizaje. 

Esta gimnasia para el cerebro es utilizada también como una herramienta útil para solucionar problemas de lectura, escritura, dislexia o hiperactividad.

Estos ejercicios son usados principalmente en niños desde los 6 meses, pero también son aplicados en algunas empresas donde se busca la unión del equipo, potenciar la creatividad y la motivación. Se ha expandido al punto de estar presente en al menos 80 países del mundo. En Inglaterra el Brain Gym se aplica a escuelas públicas donde es patrocinado por las autoridades locales, financiada por el Estado y si los profesores lo aplican a los estudiantes, cuentan como créditos extra para ellos. 

Existe una serie de 26 movimientos corporales sencillos que ayudan a conectar ambos hemisferios del cerebro, pero acá les presentamos 7 ejercicios prácticos para realizar en cualquier situación.

Recomiendan realizar los ejercicios todos los días por 30 segundos y repetir cada uno unas 10 veces. Además, antes de comenzar es necesario mantener una respiración abdominal (no torácica) y beber un poco de agua. Veamos cómo ejercitar el cerebro.

1. Gateo cruzado

Tocar enérgicamente la rodilla izquierda con el codo derecho y viceversa.

• Activa el cerebro para mejorar la capacidad media visual, auditiva, kinesiológica y táctil.
• Favorece la concentración.
• Mejora los movimientos oculares.
• Mejora la coordinación.

2. La lechuza

Poner una mano sobre el hombro del lado contrario, apretándolo firme, y girar la cabeza hacia ese lado. Respirar profundamente y botar el aire girando la cabeza hacia el hombro contrario. Repetir el ejercicio con el otro lado.

• Estimula la comprensión lectora.
• Libera la tensión del cuello y hombros.

3. Doble Garabateo

Dibujar con las dos manos al mismo tiempo, hacia adentro, afuera, arriba y abajo.

• Estimula la escritura y la motricidad fina

4. Botones del cerebro

Poner una mano en el ombligo y  con la otra mano dibujar ‘unos botones imaginarios’ en la unión de la clavícula con el esternón (como hacia el pecho), haciendo movimientos circulares en sentido del reloj.

• Estimula la vista
• Mejora la coordinación bilateral.

5. Bostezo enérgico

Poner la yema de los dedos en las mejillas, simular un bostezo y hacer presión con los dedos.  

• Estimula la expresión verbal y la comunicación.
• Oxigena el cerebro, relaja la tensión del área facial.
• Mejora la visión.

6. Ocho perezoso o acostado

Dibujar imaginariamente o con lápiz y papel, un ocho grande ‘acostado’ (de manera horizontal: ∞). Se comienza a dibujar en el centro y se continúa hacia la izquierda, se vuelve al centro y se termina el ocho al lado derecho.

• Estimula la memoria y la  comprensión.

7. Sombrero del pensamiento

Poner las manos en las orejas y tratar de “quitarle las arrugas” empezando desde el conducto auditivo hacia afuera.  

• Estimula la capacidad de escucha.
• Ayuda a mejorar la atención, la fluidez verbal y a mantener el equilibrio.

La Gimnasia Cerebral es un conjunto de ejercicios que estimulan las capacidades cerebrales, acelerando el proceso de aprendizaje. Realizara es muy sencillo, aquí te damos algunos ejercicios:


  1. Consumir agua todos los días ya que es elemental para tus neuronas.
  2.  Colocar una mano sobre el ombligo y con la otra, con firmeza masajear los dos puntos debajo de la clavícula (en su unión con el esternón) y alternar las manos.
  3. Mano derecha sobre la rodilla izquierda, luego mano izquierda sobre la rodilla derecha. Se puede realizar también tocando en un movimiento hacia atrás derecha con pié izquierdo y viceversa
  4. Codo derecho sobre la rodilla izquierda, luego codo izquierdo sobre la rodilla derecha.
  5. Hacer el simbolo ∞ (infinito) con los ojos, o con los brazos, las piernas, la cintura o los pies.
  6. dos entrelazados apoyados sobre el pecho formando un gancho y pies cruzados. Manos juntas yema contra yema.
  7. Imaginarse un reloj del tamaño del campo visual y pasar la mirada lentamente y deteniéndose, entre la 1 y las 7, de las 11 a las 5, de las 10 a las 4 y así, hacer combinaciones diferentes de extremo a extremo.
  8. Levántate y cierra los ojos. Levanta los dos brazos estirándolos hacia los lados. Ahora levanta el pie que mas utilizas y pon lo en forma de cuatro (No abras los ojos, a menos que pierdas el equilibrio). Realiza una respiración profunda y suelta lentamente el aire. Manteniendo tus brazos levantados, muevelos hacia adelante, permanece unos cinco segundo en esta posición. Repite el ejercicio ahora con el pie contrario.
  9. Coloca las manos con las palmas hacia abajo enfrente de tu cuerpo y a nivel del cuello. Se hace un círculo con la mano izquierda, moviendo esta hacia el pecho, bajándola y subiéndola, hasta llegar a la posición anterior. Se hace lo mismo con la mano derecha pero en sentido contrario, es decir, el círculo se hace hacia afuera, de tal manera que las manos se crucen varias vece arriba y abajo. Luego se puden invertir los sentidos de los movimiento con ambas manos.
  10. Cruzar los dedos. Se trata de intercambiar, simultáneamente, los dedos índice y meñique de cada, una rutina que ayuda a que los dos hemisferios cerebrales se conecten. Permiten la interconexión de diferentes áreas de la corteza cerebral, de manera que, cuando realiza una actividad, habrá un mejor potencial.
Tomado del libro “Gimnasia Cerebral”  de Luz María Ibarra 

Ibarra Luz María (2001): “Aprende fácilmente con tus imágenes, sonidos y sensaciones”, 2ª edición, Ed. Garnik, México, D.F.
Ibarra Luz María (2003): “Aprende mejor con Gimnasia Cerebra”, 11ª edición, Ed. Garnik, México, D.F.
Hinojosa, Marcela (2003): “Impulsa tu inteligencia”, Ed. Trillas, México, D.F.
Sordo, Rosa Mª (2001): “Una aventura divertida con mapas mentales”, Ed. Garnik, México, D.F.
Buzan, Tony (1993): “El libro de mapas mentales”, México, D.F.
Sambrano, Jazmín; Steiner, Alicia (2000): “Mapas Mentales. Agenda para el éxito”, Ed. Alfaomega, México, D.F.
Rodríguez, Mauro (1995): “Mil ejercicios de creatividad clasificados”, Ed. McGraw-Hill, México, D.F.
Beyer, Günther: “Aprendizaje creativo”, Ed. Mensajero, Bilbao.


¿Qué ocurre en tu cerebro cuando tejes?

Por Jacque Wilson, CNN

Hacer manualidades puede ayudar a aquellos que sufren de ansiedad, depresión o dolor crónico, dicen los expertos. También puede disminuir el estrés, aumentar la felicidad y proteger al cerebro de daños causados por el envejecimiento. Pocos estudios se han hecho específicamente en cuanto a hacer manualidades, pero los neurólogos empiezan a ver cómo estudios de actividades cognitivas, tales como resolver crucigramas, también podrían aplicarse a quienes hacen complejos patrones de ‘quilting’. Otros están estableciendo conexiones entre los beneficios que la meditación tiene en la salud mental, y el zen que se alcanza al momento de pintar o esculpir. «Está surgiendo una evidencia prometedora para respaldar lo que muchas de las personas que hacen manualidades han sabido desde hace bastante tiempo», dice Catherine Carey Levisay, una neuropsicóloga autorizada y esposa de John Levisay, director ejecutivo de Craftsy.com. «Y es que crear algo -ya sea a través del arte, la música, la cocina, el ‘quilting’, la costura, los dibujos, la fotografía o la decoración de pasteles- nos beneficia de varias maneras».

Efectos similares a la meditación

Incluso hoy en día, años después de que Huerta aprendiera a tejer por primera vez, ella sabe que puede perderse horas en un patrón complejo.

El psicólogo Mihaly Csikszentimihalyi inicialmente describió este fenómeno como fluidez: unos cuantos momentos en el tiempo donde te absorbe tanto una actividad que nada más parece importarte. La fluidez, dice Csikszentimihalyi, es el secreto de la felicidad: una declaración que respalda con décadas de investigación.

«Cuando estamos involucrados en algo que requiere creatividad, sentimos que estamos viviendo más plenamente que durante el resto de nuestra vida», dijo Csikszentimihalyi en una conferencia TED en 2004. «Sabes que lo que necesitas hacer es posible de lograr, incluso si se trata de algo difícil, así que la sensación de tiempo desaparece. Te olvidas de ti mismo. Te sientes parte de algo mucho mayor».

Nuestro sistema nervioso solo puede procesar cierta cantidad de información a la vez, explica. Ésa es la razón por la que no puedes escuchar y entender a dos personas mientras te hablan al mismo tiempo. Así que cuando alguien empieza a crear, su existencia fuera de esa actividad se «suspende temporalmente».

«No le queda suficiente atención para monitorear cómo se siente su cuerpo, o sus problemas en casa. No siente hambre o cansancio. Su cuerpo desaparece».

Los efectos de la fluidez son similares a los de la meditación, dice la terapeuta ocupacional Victoria Schindler. La ciencia ha demostrado que la meditación puede, entre otras cosas, reducir el estrés y combatir la inflamación.

Nuestros cuerpos están en un constante estado de estrés debido a que nuestro cerebro no puede establecer la diferencia entre una reunión con el jefe y un ataque de un oso, dice Schindler. Los movimientos repetitivos de tejer, por ejemplo, activan el sistema nervioso parasimpático, lo cual disipa esa respuesta de «lucha o huida».

En el estudio «Las bases neurológicas de la ocupación», escrito en 2007, Schindler y la coautora Sharon Gutman afirman que los pacientes podrían aprender a utilizar actividades como dibujar o pintar para provocar la fluidez, lo cual ofrecería una manera no farmacéutica de regular las emociones fuertes como el enojo, o prevenir los pensamientos irracionales.

«La fluidez tiene el potencial de ayudar a los pacientes a disipar el caos interno», escriben.


EJERCICIOS GIMNASIA CEREBRAL PARA ADULTOS

AL MENCIONAR CADA LETRA DEL ABECEDARIO TENDRÁS QUE LEVANTAR LA
 MANO QUE TE INDICA   (REALIZALO LO MAS RÁPIDO POSIBLE)

d= DERECHA
 i= IZQUIERDA
 j= JUNTAS

LEE LAS LETRAS LO MAS RAPIDO POSIBLE




El sociólogo estadounidense Paul Dennison, después de tener varias experiencias con sus pacientes que acudían a él por problemas de aprendizaje, expresión, concentración, entre otros, buscó la forma de comunicar las neuronas de las persona.

Es así como creó  Brain Gym o gimnasia cerebral, la cual logra unir el hemisferio cerebral izquierdo con el derecho provocando así un mayor nivel de concentración, creatividad, mejorar las habilidades motrices y propiciar el aprendizaje. 

Esta gimnasia para el cerebro es utilizada también como una herramienta útil para solucionar problemas de lectura, escritura, dislexia o hiperactividad.

Estos ejercicios son usados principalmente en niños desde los 6 meses, pero también son aplicados en algunas empresas donde se busca la unión del equipo, potenciar la creatividad y la motivación. Se ha expandido al punto de estar presente en al menos 80 países del mundo. En Inglaterra el Brain Gym se aplica a escuelas públicas donde es patrocinado por las autoridades locales, financiada por el Estado y si los profesores lo aplican a los estudiantes, cuentan como créditos extra para ellos. 

Existe una serie de 26 movimientos corporales sencillos que ayudan a conectar ambos hemisferios del cerebro, pero acá les presentamos 7 ejercicios prácticos para realizar en cualquier situación.

Recomiendan realizar los ejercicios todos los días por 30 segundos y repetir cada uno unas 10 veces. Además, antes de comenzar es necesario mantener una respiración abdominal (no torácica) y beber un poco de agua. Veamos cómo ejercitar el cerebro.

1. Gateo cruzado

Tocar enérgicamente la rodilla izquierda con el codo derecho y viceversa.

• Activa el cerebro para mejorar la capacidad media visual, auditiva, kinesiológica y táctil.
• Favorece la concentración.
• Mejora los movimientos oculares.
• Mejora la coordinación.

2. La lechuza

Poner una mano sobre el hombro del lado contrario, apretándolo firme, y girar la cabeza hacia ese lado. Respirar profundamente y botar el aire girando la cabeza hacia el hombro contrario. Repetir el ejercicio con el otro lado.

• Estimula la comprensión lectora.
• Libera la tensión del cuello y hombros.

3. Doble Garabateo


Dibujar con las dos manos al mismo tiempo, hacia adentro, afuera, arriba y abajo.

• Estimula la escritura y la motricidad fina

4. Botones del cerebro


Poner una mano en el ombligo y  con la otra mano dibujar ‘unos botones imaginarios’ en la unión de la clavícula con el esternón (como hacia el pecho), haciendo movimientos circulares en sentido del reloj.

• Estimula la vista
• Mejora la coordinación bilateral.

5. Bostezo enérgico


Poner la yema de los dedos en las mejillas, simular un bostezo y hacer presión con los dedos.  

• Estimula la expresión verbal y la comunicación.
• Oxigena el cerebro, relaja la tensión del área facial.
• Mejora la visión.

6. Ocho perezoso o acostado


Dibujar imaginariamente o con lápiz y papel, un ocho grande ‘acostado’ (de manera horizontal: ?). Se comienza a dibujar en el centro y se continúa hacia la izquierda, se vuelve al centro y se termina el ocho al lado derecho.

• Estimula la memoria y la  comprensión.

7. Sombrero del pensamiento


Poner las manos en las orejas y tratar de “quitarle las arrugas” empezando desde el conducto auditivo hacia afuera.  

• Estimula la capacidad de escucha.
• Ayuda a mejorar la atención, la fluidez verbal y a mantener el equilibrio.




La Gimnasia Cerebral es un conjunto de ejercicios que estimulan las capacidades cerebrales, acelerando el proceso de aprendizaje. Realizara es muy sencillo, aquí te damos algunos ejercicios:


  1. Consumir agua todos los días ya que es elemental para tus neuronas.
  2.  Colocar una mano sobre el ombligo y con la otra, con firmeza masajear los dos puntos debajo de la clavícula (en su unión con el esternón) y alternar las manos.
  3. Mano derecha sobre la rodilla izquierda, luego mano izquierda sobre la rodilla derecha. Se puede realizar también tocando en un movimiento hacia atrás derecha con pié izquierdo y viceversa
  4. Codo derecho sobre la rodilla izquierda, luego codo izquierdo sobre la rodilla derecha.
  5. Hacer el simbolo ? (infinito) con los ojos, o con los brazos, las piernas, la cintura o los pies.
  6. dos entrelazados apoyados sobre el pecho formando un gancho y pies cruzados. Manos juntas yema contra yema.
  7. Imaginarse un reloj del tamaño del campo visual y pasar la mirada lentamente y deteniéndose, entre la 1 y las 7, de las 11 a las 5, de las 10 a las 4 y así, hacer combinaciones diferentes de extremo a extremo.
  8. Levántate y cierra los ojos. Levanta los dos brazos estirándolos hacia los lados. Ahora levanta el pie que mas utilizas y pon lo en forma de cuatro (No abras los ojos, a menos que pierdas el equilibrio). Realiza una respiración profunda y suelta lentamente el aire. Manteniendo tus brazos levantados, muevelos hacia adelante, permanece unos cinco segundo en esta posición. Repite el ejercicio ahora con el pie contrario.
  9. Coloca las manos con las palmas hacia abajo enfrente de tu cuerpo y a nivel del cuello. Se hace un círculo con la mano izquierda, moviendo esta hacia el pecho, bajándola y subiéndola, hasta llegar a la posición anterior. Se hace lo mismo con la mano derecha pero en sentido contrario, es decir, el círculo se hace hacia afuera, de tal manera que las manos se crucen varias vece arriba y abajo. Luego se puden invertir los sentidos de los movimiento con ambas manos.
  10. Cruzar los dedos. Se trata de intercambiar, simultáneamente, los dedos índice y meñique de cada, una rutina que ayuda a que los dos hemisferios cerebrales se conecten. Permiten la interconexión de diferentes áreas de la corteza cerebral, de manera que, cuando realiza una actividad, habrá un mejor potencial.
Tomado del libro “Gimnasia Cerebral”  de Luz María Ibarra 


Ibarra Luz María (2001): “Aprende fácilmente con tus imágenes, sonidos y sensaciones”, 2ª edición, Ed. Garnik, México, D.F.
Ibarra Luz María (2003): “Aprende mejor con Gimnasia Cerebra”, 11ª edición, Ed. Garnik, México, D.F.
Hinojosa, Marcela (2003): “Impulsa tu inteligencia”, Ed. Trillas, México, D.F.
Sordo, Rosa Mª (2001): “Una aventura divertida con mapas mentales”, Ed. Garnik, México, D.F.
Buzan, Tony (1993): “El libro de mapas mentales”, México, D.F.
Sambrano, Jazmín; Steiner, Alicia (2000): “Mapas Mentales. Agenda para el éxito”, Ed. Alfaomega, México, D.F.
Rodríguez, Mauro (1995): “Mil ejercicios de creatividad clasificados”, Ed. McGraw-Hill, México, D.F.
Beyer, Günther: “Aprendizaje creativo”, Ed. Mensajero, Bilbao.





¿Qué ocurre en tu cerebro cuando tejes?

Por Jacque Wilson, CNN



Hacer manualidades puede ayudar a aquellos que sufren de ansiedad, depresión o dolor crónico, dicen los expertos. También puede disminuir el estrés, aumentar la felicidad y proteger al cerebro de daños causados por el envejecimiento. Pocos estudios se han hecho específicamente en cuanto a hacer manualidades, pero los neurólogos empiezan a ver cómo estudios de actividades cognitivas, tales como resolver crucigramas, también podrían aplicarse a quienes hacen complejos patrones de 'quilting'. Otros están estableciendo conexiones entre los beneficios que la meditación tiene en la salud mental, y el zen que se alcanza al momento de pintar o esculpir. "Está surgiendo una evidencia prometedora para respaldar lo que muchas de las personas que hacen manualidades han sabido desde hace bastante tiempo", dice Catherine Carey Levisay, una neuropsicóloga autorizada y esposa de John Levisay, director ejecutivo de Craftsy.com. "Y es que crear algo -ya sea a través del arte, la música, la cocina, el 'quilting', la costura, los dibujos, la fotografía o la decoración de pasteles- nos beneficia de varias maneras".

Efectos similares a la meditación

Incluso hoy en día, años después de que Huerta aprendiera a tejer por primera vez, ella sabe que puede perderse horas en un patrón complejo.

El psicólogo Mihaly Csikszentimihalyi inicialmente describió este fenómeno como fluidez: unos cuantos momentos en el tiempo donde te absorbe tanto una actividad que nada más parece importarte. La fluidez, dice Csikszentimihalyi, es el secreto de la felicidad: una declaración que respalda con décadas de investigación.

"Cuando estamos involucrados en algo que requiere creatividad, sentimos que estamos viviendo más plenamente que durante el resto de nuestra vida", dijo Csikszentimihalyi en una conferencia TED en 2004. "Sabes que lo que necesitas hacer es posible de lograr, incluso si se trata de algo difícil, así que la sensación de tiempo desaparece. Te olvidas de ti mismo. Te sientes parte de algo mucho mayor".

Nuestro sistema nervioso solo puede procesar cierta cantidad de información a la vez, explica. Ésa es la razón por la que no puedes escuchar y entender a dos personas mientras te hablan al mismo tiempo. Así que cuando alguien empieza a crear, su existencia fuera de esa actividad se "suspende temporalmente".

"No le queda suficiente atención para monitorear cómo se siente su cuerpo, o sus problemas en casa. No siente hambre o cansancio. Su cuerpo desaparece".

Los efectos de la fluidez son similares a los de la meditación, dice la terapeuta ocupacional Victoria Schindler. La ciencia ha demostrado que la meditación puede, entre otras cosas, reducir el estrés y combatir la inflamación.

Nuestros cuerpos están en un constante estado de estrés debido a que nuestro cerebro no puede establecer la diferencia entre una reunión con el jefe y un ataque de un oso, dice Schindler. Los movimientos repetitivos de tejer, por ejemplo, activan el sistema nervioso parasimpático, lo cual disipa esa respuesta de "lucha o huida".

En el estudio "Las bases neurológicas de la ocupación", escrito en 2007, Schindler y la coautora Sharon Gutman afirman que los pacientes podrían aprender a utilizar actividades como dibujar o pintar para provocar la fluidez, lo cual ofrecería una manera no farmacéutica de regular las emociones fuertes como el enojo, o prevenir los pensamientos irracionales.

"La fluidez tiene el potencial de ayudar a los pacientes a disipar el caos interno", escriben.





Continuar leyendo "La Gimnasia Cerebral"

Gimnasia cerebral

¿Qué ocurre en tu cerebro cuando tejes?

Por Jacque Wilson, CNN

Hacer manualidades puede ayudar a aquellos que sufren de ansiedad, depresión o dolor crónico, dicen los expertos. También puede disminuir el estrés, aumentar la felicidad y proteger al cerebro de daños causados por el envejecimiento. Pocos estudios se han hecho específicamente en cuanto a hacer manualidades, pero los neurólogos empiezan a ver cómo estudios de actividades cognitivas, tales como resolver crucigramas, también podrían aplicarse a quienes hacen complejos patrones de ‘quilting’. Otros están estableciendo conexiones entre los beneficios que la meditación tiene en la salud mental, y el zen que se alcanza al momento de pintar o esculpir. «Está surgiendo una evidencia prometedora para respaldar lo que muchas de las personas que hacen manualidades han sabido desde hace bastante tiempo», dice Catherine Carey Levisay, una neuropsicóloga autorizada y esposa de John Levisay, director ejecutivo de Craftsy.com. «Y es que crear algo -ya sea a través del arte, la música, la cocina, el ‘quilting’, la costura, los dibujos, la fotografía o la decoración de pasteles- nos beneficia de varias maneras».

Efectos similares a la meditación

Incluso hoy en día, años después de que Huerta aprendiera a tejer por primera vez, ella sabe que puede perderse horas en un patrón complejo.

El psicólogo Mihaly Csikszentimihalyi inicialmente describió este fenómeno como fluidez: unos cuantos momentos en el tiempo donde te absorbe tanto una actividad que nada más parece importarte. La fluidez, dice Csikszentimihalyi, es el secreto de la felicidad: una declaración que respalda con décadas de investigación.

«Cuando estamos involucrados en algo que requiere creatividad, sentimos que estamos viviendo más plenamente que durante el resto de nuestra vida», dijo Csikszentimihalyi en una conferencia TED en 2004. «Sabes que lo que necesitas hacer es posible de lograr, incluso si se trata de algo difícil, así que la sensación de tiempo desaparece. Te olvidas de ti mismo. Te sientes parte de algo mucho mayor».

Nuestro sistema nervioso solo puede procesar cierta cantidad de información a la vez, explica. Ésa es la razón por la que no puedes escuchar y entender a dos personas mientras te hablan al mismo tiempo. Así que cuando alguien empieza a crear, su existencia fuera de esa actividad se «suspende temporalmente».

«No le queda suficiente atención para monitorear cómo se siente su cuerpo, o sus problemas en casa. No siente hambre o cansancio. Su cuerpo desaparece».

Los efectos de la fluidez son similares a los de la meditación, dice la terapeuta ocupacional Victoria Schindler. La ciencia ha demostrado que la meditación puede, entre otras cosas, reducir el estrés y combatir la inflamación.

Nuestros cuerpos están en un constante estado de estrés debido a que nuestro cerebro no puede establecer la diferencia entre una reunión con el jefe y un ataque de un oso, dice Schindler. Los movimientos repetitivos de tejer, por ejemplo, activan el sistema nervioso parasimpático, lo cual disipa esa respuesta de «lucha o huida».

En el estudio «Las bases neurológicas de la ocupación», escrito en 2007, Schindler y la coautora Sharon Gutman afirman que los pacientes podrían aprender a utilizar actividades como dibujar o pintar para provocar la fluidez, lo cual ofrecería una manera no farmacéutica de regular las emociones fuertes como el enojo, o prevenir los pensamientos irracionales.

«La fluidez tiene el potencial de ayudar a los pacientes a disipar el caos interno», escriben.


¿Qué ocurre en tu cerebro cuando tejes?

Por Jacque Wilson, CNN



Hacer manualidades puede ayudar a aquellos que sufren de ansiedad, depresión o dolor crónico, dicen los expertos. También puede disminuir el estrés, aumentar la felicidad y proteger al cerebro de daños causados por el envejecimiento. Pocos estudios se han hecho específicamente en cuanto a hacer manualidades, pero los neurólogos empiezan a ver cómo estudios de actividades cognitivas, tales como resolver crucigramas, también podrían aplicarse a quienes hacen complejos patrones de 'quilting'. Otros están estableciendo conexiones entre los beneficios que la meditación tiene en la salud mental, y el zen que se alcanza al momento de pintar o esculpir. "Está surgiendo una evidencia prometedora para respaldar lo que muchas de las personas que hacen manualidades han sabido desde hace bastante tiempo", dice Catherine Carey Levisay, una neuropsicóloga autorizada y esposa de John Levisay, director ejecutivo de Craftsy.com. "Y es que crear algo -ya sea a través del arte, la música, la cocina, el 'quilting', la costura, los dibujos, la fotografía o la decoración de pasteles- nos beneficia de varias maneras".

Efectos similares a la meditación

Incluso hoy en día, años después de que Huerta aprendiera a tejer por primera vez, ella sabe que puede perderse horas en un patrón complejo.

El psicólogo Mihaly Csikszentimihalyi inicialmente describió este fenómeno como fluidez: unos cuantos momentos en el tiempo donde te absorbe tanto una actividad que nada más parece importarte. La fluidez, dice Csikszentimihalyi, es el secreto de la felicidad: una declaración que respalda con décadas de investigación.

"Cuando estamos involucrados en algo que requiere creatividad, sentimos que estamos viviendo más plenamente que durante el resto de nuestra vida", dijo Csikszentimihalyi en una conferencia TED en 2004. "Sabes que lo que necesitas hacer es posible de lograr, incluso si se trata de algo difícil, así que la sensación de tiempo desaparece. Te olvidas de ti mismo. Te sientes parte de algo mucho mayor".

Nuestro sistema nervioso solo puede procesar cierta cantidad de información a la vez, explica. Ésa es la razón por la que no puedes escuchar y entender a dos personas mientras te hablan al mismo tiempo. Así que cuando alguien empieza a crear, su existencia fuera de esa actividad se "suspende temporalmente".

"No le queda suficiente atención para monitorear cómo se siente su cuerpo, o sus problemas en casa. No siente hambre o cansancio. Su cuerpo desaparece".

Los efectos de la fluidez son similares a los de la meditación, dice la terapeuta ocupacional Victoria Schindler. La ciencia ha demostrado que la meditación puede, entre otras cosas, reducir el estrés y combatir la inflamación.

Nuestros cuerpos están en un constante estado de estrés debido a que nuestro cerebro no puede establecer la diferencia entre una reunión con el jefe y un ataque de un oso, dice Schindler. Los movimientos repetitivos de tejer, por ejemplo, activan el sistema nervioso parasimpático, lo cual disipa esa respuesta de "lucha o huida".

En el estudio "Las bases neurológicas de la ocupación", escrito en 2007, Schindler y la coautora Sharon Gutman afirman que los pacientes podrían aprender a utilizar actividades como dibujar o pintar para provocar la fluidez, lo cual ofrecería una manera no farmacéutica de regular las emociones fuertes como el enojo, o prevenir los pensamientos irracionales.

"La fluidez tiene el potencial de ayudar a los pacientes a disipar el caos interno", escriben.




buenos hábitos de estudio

Published on Mar 9, 2013

3 Claves para generar buenos hábitos de estudio.
Artículo completo en: http://www.metaaprendizaje.net/blog/h…

Published on Jul 3, 2013

Técnicas de estudio universitario. 5 pasos esenciales para planificar un año académico y tener éxito en los estudios.http://www.metaaprendizaje.net/blog/t…Haz el curso

Published on Mar 9, 2013 3 Claves para generar buenos hábitos de estudio. Artículo completo en: http://www.metaaprendizaje.net/blog/h... Published on Jul 3, 2013 Técnicas de estudio universitario. 5 pasos esenciales para planificar un año académico y tener éxito en los estudios.http://www.metaaprendizaje.net/blog/t...Haz el curso

Nueva Suyapa

Honduras.- Su vida ha sido intensa porque nació y creció en la pobreza, casi en la miseria se podría decir. Tiene 14 años y quedó huérfano hace seis meses. Vive en Nueva Suyapa, una de las  comunidades más violentas de Tegucigalpa, pero a pesar de ser un niño solo piensa en trabajar, estudiar y ayudar a sus dos hermanos menores.

Se trata de Cristian Steven Chávez Amador, un niño que para sostener sus estudios y mantener en la escuela a sus dos hermanos: Kevin Orlando de 10 y Emilson Josué de 7 años. Desde que murió su madre en junio pasado, cambió el barrilete y los maúles por una pelota de masa. Su tiempo de diversión ha terminado y ahora se dedica a la elaboración y venta de tortillas.
Lo encontramos atizando el fuego en su rústica cocina construida de pedazos de madera y láminas de zinc, vistiendo camiseta blanca de mangas color gris, calzoneta amarilla y chancletas azules.  Son las 2:45 de la tarde y el adolescente de tez blanca se alista para emprender la faena, el fogón cimentado en piedra y lodo comienza a calentar el comal de hierro donde se coserán las tortillas, a un costado de la burda estufa, el banco de trabajo sostiene una pelota de masa que espera ser procesada.   
A su corta edad el muchacho ya aprendió el oficio de barbería, pero su situación económica no le permite contar con los enseres necesarios para montar su peluquería. “Puedo hacer varios de cortes de pelo, pero para poner mi barbería me hace falta la silla, el espejo, la maquinita, el rociador, una secadora, tijeras, peines y un poco de práctica,” expresó el jovencito, mientras limpia el comal para tirar a cocer la primera tortilla.
Él es muy dinámico y piensa que a través del estudio podrá salir de la pobreza y ayudar a sus parientes. No tiene los recursos suficientes para asistir a diario a un colegio, pero se ha matriculado en un centro de educación a distancia donde con éxito cursa su primer año de secundaria.
images
Con su trabajo costea sus estudios y el de sus hermanos menores //Foto Gernan H. Reyes H.
Cristian asiste a clases todos los sábados de 1:00 a 4:30 de la tarde, mientras que sus hermanos, Kevin  y Emilson, quienes cursan el cuarto y primer grado respectivamente,  lo hacen de lunes a viernes.
“Cuando murió mi madre todo cambió, mi vida ha sido dolorosa, pero ya he aceptado la resignación,  trabajo haciendo tortillas porque en el futuro me veo como un hombre de bien, yo no pienso en vicios ni en novias, quiero seguir estudiando y que mis hermanos lo hagan también”, dijo el muchacho en conversación con Revistazo.
El oficio de las tortillas lo heredó de su madre, Lourdes Yamileth Chávez Amador, a quién ayudaba a voltear tortillas desde los siete años de edad.  “Cuando mi mamá cayó enferma me puse a ayudarle, ella me hacía las pelotas y yo aplastaba. Mi mamá desde pequeña vendía tortillas, mis tías también”, relata el joven, con resentimiento por el abandono de que es víctima de parte de su padre.
Describe a su mamá como una mujer ejemplar, dinámica, alegre, humilde y cariñosa, pero que lastimosamente se fue de este mundo sin haber cumplido sus anhelos. “Quería lo mejor para nosotros, quería comprar materiales y hacer la casa, pero se enfermó y falleció el 17 de junio, pensaba que se iba a aliviar y para comprar las medicinas se había enjaranado, esa deuda la estoy pagando yo con lo que me queda de las tortillas”, dijo, el jovencito, mientras limpia con el revés de su mano derecha, una lágrima que lentamente recorre su mejilla izquierda.
“Cuando alguien me pregunta y hablo de ella me pongo sentimental”, continúo diciendo con la vos entrecortada.
Él, dice sentirse bien, pero al observar donde vive, se nota que sus condiciones no son las más idóneas para una vida digna. En una humilde y estrecha vivienda, reflejo de pobreza en Honduras, vive junto a 9 parientes más, entre hermanos, primos, tíos y tías. Pensando construir una casa para vivir con sus hermanos, con mucho sacrificio Cristian había logrado ahorrar 1,800 lempiras, pero hace algunos meses un hombre que llegó ofreciendo ayuda a nombre de una organización de beneficencia, denominada Manos Solidarias,  lo estafó junto a 34 personas más.
images
Además de hacer tortillas Cristian también sabe el oficio de barbería, pero por falta de dinero no puedo comprar las herramientas de trabajo. //Foto Gernan H. Reyes H.

Para ganarse 200 lempiras, Cristian debe hacer y vender todos los días un total de 900 tortillas. Su ingreso bruto de producción es de 360, pero a esa cantidad  se le debe restar la inversión en maíz, leña y pago en el molino por hacer la masa.

El muchacho es muy querido en su comunidad. No obstante el apoyo que le brindan sus tías, “Olga y Tata”,  es vital para que se mantenga activo y haciendo el bien en una comunidad de riesgo social. No cree en la demagogia de los políticos y asegura que aprovechará cualquier oportunidad que se le presente para instalar su barbería. Él quiere enseñar a trabajar a sus hermanos para evitar que sean absorbidos por el ambiente que los rodea.

Honduras.- Su vida ha sido intensa porque nació y creció en la pobreza, casi en la miseria se podría decir. Tiene 14 años y quedó huérfano hace seis meses. Vive en Nueva Suyapa, una de las  comunidades más violentas de Tegucigalpa, pero a pesar de ser un niño solo piensa en trabajar, estudiar y ayudar a sus dos hermanos menores.

Se trata de Cristian Steven Chávez Amador, un niño que para sostener sus estudios y mantener en la escuela a sus dos hermanos: Kevin Orlando de 10 y Emilson Josué de 7 años. Desde que murió su madre en junio pasado, cambió el barrilete y los maúles por una pelota de masa. Su tiempo de diversión ha terminado y ahora se dedica a la elaboración y venta de tortillas.
Lo encontramos atizando el fuego en su rústica cocina construida de pedazos de madera y láminas de zinc, vistiendo camiseta blanca de mangas color gris, calzoneta amarilla y chancletas azules.  Son las 2:45 de la tarde y el adolescente de tez blanca se alista para emprender la faena, el fogón cimentado en piedra y lodo comienza a calentar el comal de hierro donde se coserán las tortillas, a un costado de la burda estufa, el banco de trabajo sostiene una pelota de masa que espera ser procesada.   

A su corta edad el muchacho ya aprendió el oficio de barbería, pero su situación económica no le permite contar con los enseres necesarios para montar su peluquería. “Puedo hacer varios de cortes de pelo, pero para poner mi barbería me hace falta la silla, el espejo, la maquinita, el rociador, una secadora, tijeras, peines y un poco de práctica,” expresó el jovencito, mientras limpia el comal para tirar a cocer la primera tortilla.

Él es muy dinámico y piensa que a través del estudio podrá salir de la pobreza y ayudar a sus parientes. No tiene los recursos suficientes para asistir a diario a un colegio, pero se ha matriculado en un centro de educación a distancia donde con éxito cursa su primer año de secundaria.
images
Con su trabajo costea sus estudios y el de sus hermanos menores //Foto Gernan H. Reyes H.
Cristian asiste a clases todos los sábados de 1:00 a 4:30 de la tarde, mientras que sus hermanos, Kevin  y Emilson, quienes cursan el cuarto y primer grado respectivamente,  lo hacen de lunes a viernes.

“Cuando murió mi madre todo cambió, mi vida ha sido dolorosa, pero ya he aceptado la resignación,  trabajo haciendo tortillas porque en el futuro me veo como un hombre de bien, yo no pienso en vicios ni en novias, quiero seguir estudiando y que mis hermanos lo hagan también”, dijo el muchacho en conversación con Revistazo.

El oficio de las tortillas lo heredó de su madre, Lourdes Yamileth Chávez Amador, a quién ayudaba a voltear tortillas desde los siete años de edad.  “Cuando mi mamá cayó enferma me puse a ayudarle, ella me hacía las pelotas y yo aplastaba. Mi mamá desde pequeña vendía tortillas, mis tías también”, relata el joven, con resentimiento por el abandono de que es víctima de parte de su padre.

Describe a su mamá como una mujer ejemplar, dinámica, alegre, humilde y cariñosa, pero que lastimosamente se fue de este mundo sin haber cumplido sus anhelos. “Quería lo mejor para nosotros, quería comprar materiales y hacer la casa, pero se enfermó y falleció el 17 de junio, pensaba que se iba a aliviar y para comprar las medicinas se había enjaranado, esa deuda la estoy pagando yo con lo que me queda de las tortillas”, dijo, el jovencito, mientras limpia con el revés de su mano derecha, una lágrima que lentamente recorre su mejilla izquierda.
“Cuando alguien me pregunta y hablo de ella me pongo sentimental”, continúo diciendo con la vos entrecortada.
Él, dice sentirse bien, pero al observar donde vive, se nota que sus condiciones no son las más idóneas para una vida digna. En una humilde y estrecha vivienda, reflejo de pobreza en Honduras, vive junto a 9 parientes más, entre hermanos, primos, tíos y tías. Pensando construir una casa para vivir con sus hermanos, con mucho sacrificio Cristian había logrado ahorrar 1,800 lempiras, pero hace algunos meses un hombre que llegó ofreciendo ayuda a nombre de una organización de beneficencia, denominada Manos Solidarias,  lo estafó junto a 34 personas más.
images
Además de hacer tortillas Cristian también sabe el oficio de barbería, pero por falta de dinero no puedo comprar las herramientas de trabajo. //Foto Gernan H. Reyes H.
Para ganarse 200 lempiras, Cristian debe hacer y vender todos los días un total de 900 tortillas. Su ingreso bruto de producción es de 360, pero a esa cantidad  se le debe restar la inversión en maíz, leña y pago en el molino por hacer la masa.

El muchacho es muy querido en su comunidad. No obstante el apoyo que le brindan sus tías, “Olga y Tata”,  es vital para que se mantenga activo y haciendo el bien en una comunidad de riesgo social. No cree en la demagogia de los políticos y asegura que aprovechará cualquier oportunidad que se le presente para instalar su barbería. Él quiere enseñar a trabajar a sus hermanos para evitar que sean absorbidos por el ambiente que los rodea.